jueves, 6 de julio de 2017

Tips para tomar la presión arterial



Autocontrol de la presión arterial


Para poder hacer un diagnóstico se debe basar en varias tomas de presión a lo largo de algunos días y en diferentes momentos, con espacios de una o dos semanas.
Hay distintos tipos de aparatos para medir la presión arterial, la toma clínica se hace con el clásico tensiómetro de mercurio o con un dispositivo digital automático (no necesita un profesional presente para hacerlo).
En muchos casos, el profesional indica hacer un estudio por 24 o 48 horas que se llama mapa de presión arterial, que el paciente lleva durante ese tiempo y que toma con cierta frecuencia la presión. Sin embargo, también es útil tener un seguimiento propio para presentarle al profesional en la consulta para que tenga una orientación certera de lo que le ocurre al paciente.

*Eligiendo el tensiómetro


Tensiómetro de mercurio:
Es el que se ha utilizado tradicionalmente por ser considerado el más preciso. Sin embargo, por un tema de seguridad y salud, el mercurio se está eliminando de los dispositivo que se utilizan en hospitales y en el sector médico, ya que es un metal altamente contaminante y tóxico si entra en contacto directo con la persona o el ambiente. Por eso se recomienda aquellos que no contengan mercurio. La contra que tiene es que se necesita tener ciertos conocimientos para poder auscultar al paciente y hacer una correcta medición.

Tensiómetro electrónico:
Su uso cada vez es más popular, incluso en hospitales y centros de primeros auxilios. Tiene la ventaja de no necesitar de la auscultación para poder medir la presión arterial. Esto reduce los errores y hace que no sea necesario un profesional de la salud para poder tomar la presión. La contra que tienen estos dispositivos es que necesitan control y mantenimiento para que no se produzcan errores en la toma de presión.

El tensiómetro de brazo es más preciso que el de muñeca.

*Ambiente y condiciones adecuadas:


+La habitación debe ser tranquila con una temperatura adecuada (ni muy fría ni muy caliente)
+El paciente tiene que estar sentado (sin cruzar las piernas) y relajado. Debe permanecer unos minutos así antes de que se comience la medición
+El paciente no debe haber consumido cafeína ni fumado dos horas antes de la toma de presión.
+Si viene agitado de la calle o ha subido escaleras, debe esperar los minutos necesarios para que su ritmo vuelva al estado normal y luego tomar la presión.
+El brazo elegido para tomar la presión no debe estar apretado por la ropa y debe ser fácil de colocar el dispositivo.

*¿Cómo colocar el tensiómetro correctamente?

Inclusive los tensiómetros que son automáticos tienen una parte que debe ser colocada correctamente en el brazo.

+Colocar el brazalete en la parte superior del brazo, unos 2 cm por encima del codo.
+La medida del brazalete debe adaptarse al tamaño del brazo del paciente, la misma medida no puede utilizarse para todos los pacientes. El tamaño incorrecto puede afectar la precisión de la toma de presión (se puede comprar un brazalete adicional con otro tamaño para tener si se necesita).
+La manguera del brazalete debe quedar siempre del lado de arriba del brazo.
+Al ajustar el brazalete debe poder al menos entrar un dedo entre el brazo y el brazalete.
+En el caso de los tensiómetros manuales inflar el brazalete hasta que la aguja marque 180 o 200.

*Primera vez al tomar la presión arterial
+Cuando es la primera vez se debe tomar en ambos brazos, en especial quienes tienen presión arterial periférica.
+Si existe una variación de más de 5 mmhg, use el brazo donde se midió la mayor presión arterial para tener en cuenta para sus controles.
+Cuando hay sospechas de hipotensión por postura (en adultos mayores o diabéticos), tome la presión sentado y también de pie. Luego repita el procedimiento una vez que el paciente lleve al menos dos minutos parado.

*Errores comunes que pueden llevar a una mala toma de la presión
+Colocar el brazalete del tensiómetro sobre ropa delgada.
+Tamaño incorrecto del brazalete
+No tener el tensiómetro digital con los controles de mantenimiento.
+Subir el brazo más arriba del corazón.
+No tener en cuenta la variación entre un brazo y el otro.
+Que durante la toma de presión el paciente converse o no esté lo suficientemente relajado.
+Desinflar el brazalete demasiado rápido
+Reinflar para repetir la medición antes de que el brazalete esté totalmente desinflado.
+Tomar la presión una sola vez.



No hay comentarios.:

Publicar un comentario